Termina el estatus de protección temporal para El Salvador en EU

WASHINGTON, D.C.- El fin del Programa de Protección Temporal (TPS) estadounidense que alcanza a 265 mil inmigrantes indocumentados salvadoreños, llega cuando ese país centroamericano sigue como uno de los más violentos del mundo.

Al cerrar 2016 la tasa de homicidios en América Latina y el Caribe era de 24 por cada 100 mil habitantes, y de 34 por 100 mil habitantes en el conjunto de América Central.

La Secretaria de Seguridad Nacional de Estados Unidos, anunció que, en concordancia con la Ley de Inmigración y Nacionalidad, decidieron dar por terminado el Estatus de Protección Temporal (TPS, por sus siglas en inglés) para El Salvador.

Para permitir una transición ordenada, ha decidido otorgar un periodo de gracia de 18 meses. La designación terminará entonces, definitivamente, el 9 de septiembre de 2019.

La decisión de dar por terminado el TPS para El Salvador se tomó luego de realizar una revisión de las condiciones relativas al desastre natural que dio base a la designación inicial del país y, tal como lo requiere la ley, se realizó una evaluación para determinar si esas condiciones originales siguen existiendo.

Con base en la consideración cuidadosa de la información disponible, incluyendo recomendaciones recibidas como parte de un proceso de consulta interinstitucional, la Secretaria determinó que esas condiciones originales causadas por los terremotos de 2001 ya no existen. Por lo tanto, bajo la ley vigente, el TPS actual debe ser cancelado.

Para permitir una transición ordenada, la fecha efectiva de terminación del TPS para El Salvador se retrasará 18 meses, para otorgar el tiempo suficiente para que las personas con TPS puedan arreglar su salida de los Estados Unidos o buscar una alternativa legal para obtener un estatus migratorio legal, si son elegibles.

Los salvadoreños en los Estados Unidos que se beneficiaron de TPS aún pueden recibir otras protecciones bajo nuestro sistema de inmigración para el cual sean elegibles.

Esos 18 meses también le dan tiempo a El Salvador para prepararse para el regreso y la reintegración de sus ciudadanos. Durante ese periodo, DHS trabajará con el Departamento de Estado y con el Gobierno de El Salvador para educar a las partes involucradas y facilitar una transición ordenada.

Además de los materiales que se colocarán en Internet, representantes de DHS participarán en actividades de difusión como teleconferencias, reuniones informativas abiertas y mesas redondas para garantizar que las poblaciones afectadas tengan un entendimiento completo y preciso de sus derechos y obligaciones.

El presidente de El Salvador, Salvador Sánchez, usó su cuenta de Twitter para informar que recibieron el anuncio y celebró la prórroga de 18 meses: “La decisión del gobierno de Estados Unidos reconoce al aporte de nuestros compatriotas que cuentan con el beneficio
migratorio #TPS y que representan una importante fuerza laboral con relevantes contribuciones en las áreas cultural, social y económica”, dijo el mandatario.

Además, agradeció a los funcionarios del gobierno y representaciones de inmigrantes que se sumaron a la solicitud de extender el TPS y envió un mensaje de tranquilidad a las familias salvadoreñas.